La tecnología avanza, y a veces no nos damos cuenta cuanto hasta que te encuentras con aplicaciones obsoletas que siguen funcionando y deben funcionar tal cual están. Es en ese momento cuando debes recurrir a herramientas, trucos y desarrollos que a día de hoy están ya más que olvidados.

Aun así, por lo que sea, te ha tocado modificar el HTML y CSS de una aplicación Web que debe funcionar bien bajo Internet Explorer 8, ya que el cliente final, usa este navegador y no se puede actualizar.

Continuar